El tigre asiático que crece con el emprendimiento

De la mano de los Chaebols, Corea del Sur logró ser el país que es ahora. Te explicamos cómo este grupo es parte primordial del desarrollo de su economía y crece con el emprendimiento.

el emprendimiento

Corea del Sur, uno de los cuatro tigres asiáticos, con apenas 50 millones de habitantes, ocupa hoy el lugar número 13 dentro de las economías más importantes del mundo, después de  México que se encuentra en el sitio número 11, debido a su reconstrucción económica, política y social, que han logrado superar las expectativas.

En México existen más de mil 600 compañías surcoreanas; nombres como LG, Daewoo, Hyundai y la llegada de Kia gozan de reconocimiento en el mercado nacional, inclusive superando a competidores de talla internacional, como el caso de Samsung que se ha colocado como el principal contrincante de Apple en el mundo. Incluso, se espera que en 2018 aporten una inversión cercana a los 4 mil 500 millones de dólares a nuestro país.

¿Cómo ha logrado consolidarse como una nación competente?

En la década de los 50, cinco años después de finalizar la Segunda Guerra Mundial, Corea del Sur aún era una sola Corea; sin embargo, las diferencias que tenían los coreanos del norte versus los del sur, hizo que tuvieran una separación rotunda, con lo que comenzó la Guerra de las dos Coreas, la cual duró tres años (1950-1953) hasta el armisticio de la Paz de Panmunjom, que cesó el conflicto y dividió a ambos países por el paralelo 38, creando así la zona desmilitarizada de Corea, que permanece hasta nuestros días.

En aquel tiempo el país quedó devastado pero de la mano de diversas políticas culturales y un Estado desarrollista, ha logrado crecer como potencia en tan sólo 60 años.

El poder de los Chaebols y el emprendimiento

La política surcoreana siempre se ha visto rodeada de intrigas, por lo que Corea del Sur ha necesitado algo más que un buen gobierno, echando mano del poder de los grandes conglomerados. La base fundamental de su crecimiento se dio gracias al apoyo de Estados Unidos en la intervención de la Guerra y el crecimiento de los llamados Chaebols, grupos de empresarios surcoreanos que a través de sus empresas lograron el desarrollo exponencial del país de la “calma matutina”.

El poder y la importancia de los Chaebols en el emprendimiento estos grandes grupos que existieron después de la división de las dos Coreas, es tan grande que han ocupado cargos de presidencia, como el caso del ex presidente Lee Myung bak, quien también fuese presidente de Hyundai.

emprendimiento en corea

“El gobierno trazó las directrices de los objetivos industriales, financió a las empresas exitosas, castigó a las ineficientes en la década de los 60, y después de la liberalización de la economía (en los años 80) y más tarde con la crisis económica del 97.

Los Chaebols ganaron autonomía con ello e incluso se convirtieron en poderes fácticos que ya controlaban y tomaban decisiones de gobierno”, asegura Jorge Suárez Campero, internacionalista del Círculo Mexicano de Estudios Coreanos.

El apoyo estatal ha sido primordial en el crecimiento de empresas como Samsung, Hyundai, Daewoo; y aunque ahora se han convertido en monopolios, su importancia en el desarrollo económico va de la mano de la  innovación tecnológica y el impulso que todo país necesita.

emprendimiento de coreaLa economía creativa y el impulso con el emprendimiento

El emprendimiento, la palabra de moda que se usa como ventana de oportunidad para un crecimiento competitivo en los países en desarrollo es un tema que siempre ha estado presente en la cultura empresarial de naciones asiáticas como Corea del Sur.

Dos de sus casos más exitosos los vemos en México al utilizar un teléfono Samsung o un coche Hyundai, cuyo fundador fue un vendedor de bicicletas y hoy ha construido su empresa como líder en manufactura y construcción naval, más allá de la industria automotriz.

La cultura del emprendimiento lo hemos visto con la actual presidenta, Park Geun-hye, quien antes de postularse pensó en las altas tasas de desempleo juvenil, así planteó una estrategia, una campaña de “economía creativa”, de la que países como Inglaterra han hecho uso, creando un ecosistema desde cero.

A cuatro años de su gobierno, el impulso del hallyu, fenómeno que vende producciones televisivas, cantantes y su cultura pop, les ha dado la oportunidad de abrirse al mundo.

Park Geun-hye ha lanzado una serie de iniciativas para promover la inversión en nuevas empresas emergentes, incluyendo incentivos fiscales para los inversionistas ángel y seguros financieros para aquellos que planean abrir nuevos negocios.

Narda Santana, mexicana emprendedora residente en Corea, asegura que una de las ventajas de emprender en aquel país es la facilidad que brinda el gobierno.

“Se enfoca mucho en apoyar estas nuevas startups, haciendo más accesible la forma de emprender. Se da apoyo a alta tecnología, ya que más del 70-80% de la población tiene smartphones”, asegura esta  joven, quien agrega que Corea tiene como principal motivo expandirse en China y el sudeste asiático.

Narda Santana afirma que como emprendedora ha obtenido muchas facilidades aun siendo extranjera. “El gobierno da mucho apoyo para extranjeros que quieren abrir su empresa: desde visas especiales de inversionista (para abrir tu empresa en Corea) y cursos gratis”.

Otra de las características del país para el impulso del crecimiento exitoso de las empresas es la perseverancia y la cultura “pali, pali” por la que se mueve la mayoría de los trabajadores surcoreanos. En 2014, cerca de 840 mil empresas surgieron en un país del tamaño del estado de Oaxaca, según se dio a conocer en The Diplomatic.

El gobierno coreano está haciendo esfuerzos por impulsar un estado desarrollista de la mano del emprendimiento, que de alguna manera cimentó los principios de la economía coreana actual. La presidenta Park Geun-hye declaró el año pasado que cualquier persona con buenas ideas podría obtener financiamiento.

El gobierno coreano cuenta con uno de los 17 centros de incubación más importantes llamado: Creative Economy Innovation Centers, donde los jóvenes empresarios pueden ser mentorados por grandes empresarios de LG, Kakao y Naver, con el propósito de seguir creando ideas innovadoras que puedan seguir expandiéndose a otras partes del mundo.