Sé tu propio arquitecto, construye tu felicidad: haz tu plan de vida - Klika

Sé tu propio arquitecto, construye tu felicidad: haz tu plan de vida

Haz tu plan de vida, y comienza a trazar las metas que tanto has soñado.

Por: María Corina Pallota Ortega, Universidad Panamericana, campus Guadalajara

“El hombre más poderoso es el que es dueño de sí mismo” Séneca

Muchas personas dejan al azar lo que será su carrera profesional. Se dejan llevar por lo que la vida les va poniendo como opción, sin asegurarse de estar haciendo lo que en verdad quieren o lo que les apasiona.

Un buen día, después de largos años, empiezan a sentirse vacíos, estancados, inconformes y se preguntan: ¿qué pasó? ¿Por qué no estoy satisfecho si he alcanzado una excelente posición en mi trabajo y estabilidad económica? ¿Qué me está sucediendo? ¿Por qué no estoy siendo más productivo? ¿Por qué no me siento feliz?

Todo empieza en nuestras acciones

Para alcanzar la felicidad, tenemos que hacer lo que nos gusta y nos apasiona. Lo que nos mueve y nos da energía. Nuestra felicidad depende de lo que hacemos día a día, de las elecciones y decisiones que tomamos. De allí la importancia que tiene tomarte el tiempo y hacer un plan de vida y carrera.

Si no quieres llegar a cierta edad, mirar hacia atrás y decir: “¿por qué no hice esto o aquello? ¿Por qué no lo pensé antes?”. Decídete a diseñar el camino que quieres emprender según tus sueños, habilidades y aspiraciones.

Un colega, a quien estimo mucho, en sus conferencias sobre la zona de confort hace un llamado a la siguiente reflexión: ¿te acuerdas cuando eras pequeño y te preguntaban qué vas a hacer cuando seas grande? Hoy: ¿qué tanto te acercas a esa felicidad que te ocasionaba la respuesta que dabas? ¿te sientes igual de feliz? ¿lo estás logrando?

Creando un plan de carrera

Es ahora el momento de diseñar tu plan de carrera. De ser el arquitecto de tu proyecto más importante: tu vida. Un plan de carrera te servirá para conocerte más profundamente y tomar las decisiones adecuadas según tus intereses, tus motivadores, tus habilidades, tus valores y tus oportunidades.

Así, tendrás claro la ruta que debes seguir para conseguir tu sueño. Lo que te hará vivir con intensidad, emoción, determinación, energía e ilusión. Le podrás dar sentido y propósito a todas tus acciones. Y más aún, tu vida tendrá un sentido y propósito muy claro: esencial para lograr una autorrealización.

¿Cómo hago un plan de carrera?

La meta

Tu objetivo final será el primer punto para trabajar. Imagina a dónde quieres llegar: tu estado deseado. Hazte preguntas del tipo: ¿dónde me gustaría verme como profesional?, ¿qué me encantaría estar haciendo en unos años?, ¿qué me gustaría haber logrado?

Tómate el tiempo necesario para hacer visualizaciones y explora las emociones que te ocasionan las posibilidades que imaginas. Es de gran utilidad acudir al coaching o asesorías para conseguir más claridad. En este punto se trata de reflexionar sobre:

1.      Tus motivaciones: qué te llena de energía, qué te impulsa, qué necesitas en este momento, qué debes tener en tu vida personal y profesional para sentirte satisfecho. Las motivaciones pueden ser extrínsecas (seguridad económica, beneficios laborales, el lugar de trabajo, flexibilidad de horario, clima laboral, etc.). O intrínsecas, como: aprendizaje, autonomía, desarrollo profesional, libertad para crear, retos, reconocimiento, y prestigio.

2.      Tus intereses: qué te gusta, qué áreas profesionales te llaman la atención, qué tipo de empresas te llaman la atención, qué tal estaría emprender un negocio.

3.      Tus valores: todo aquello que es importante para ti.

4.      Tus habilidades: características propias que te iluminan, te hacen destacar, te salen con naturalidad, eso que te define y te hace único.

Con esta información que te arrojará la reflexión, podrás establecer un objetivo claro y específico. Anótalo. Recuerda que esta meta debe ser medible, realista y tangible.

El punto de partida

Ahora haz un diagnóstico del estado actual: ¿dónde te encuentras en este momento?, ¿qué recursos tienes?, ¿qué necesitas para conseguir tu meta? Haz una lista de lo que sí tienes: formación, certificaciones, cursos, aptitudes; los éxitos que hayas conseguido en el pasado en el desempeño de tareas profesionales y/o académicas, tu red de contactos, etc.

Luego, haz una lista de lo que necesitas para alcanzar la meta final: cursos, desarrollar áreas de oportunidad, capacitaciones, dinero, tiempo.

Explora las nuevas tendencias profesionales y de formación para determinar qué nuevas habilidades o formaciones está requiriendo el mercado, así como nuevas salidas profesionales u oportunidades laborales en otros campos.

Tenemos así: un punto de partida (el estado actual), el fin del camino que sería tu objetivo a alcanzar (el estado deseado), y los recursos y necesidades que te servirán para dibujar la ruta (el plan de acción).

El camino

Se trata de establecer metas a corto plazo. Como un camino con diferentes paradas a las que debes llegar para asegurarte el siguiente paso, y así sucesivamente, hasta tu meta final. Para lograr una gran meta, debes alcanzar primero las pequeñas.

Es importante que las metas sean medibles. Que te recompenses cuando las vayas logrando. Pide asesoría a la hora de ir colocando tus metas. Es de gran valor la visión de expertos y de personas con otras perspectivas.

Haz una revisión anual de tu camino, así podrás detectar qué más necesitas, llevar un registro de tus logros, de tus necesidades, podrás editarlo si hace falta.

Manos a la obra

Una vez definido el camino: ¡manos a la obra! Es momento de comenzar el maravilloso recorrido que te llevará a cumplir tus sueños y alcanzar la autorrealización. Recuerda que eres el dueño de tu vida. No dejes que el día a día u otros decidan por ti.

Tú eres el responsable de tu plan de carrera. Y más aún, eres el responsable de tu destino. 

“Tomamos nuestro destino en las manos y nos convertimos en responsables de nuestra historia mediante la reflexión, pero también mediante una decisión en la que empeñamos nuestra vida”, Maurice Merleau-Ponty.

error: Content is protected !!