Los siete estilos que existen para cualquier startup

El estilo es algo que poseemos desde niños. Va evolucionando según nuestros gustos, intereses y entornos. Para definirlo, habrá que revisar los siete estilos que existen: natural, creativo, seductor, tradicional, elegante, romántico y dramático.

Una persona posee dos: uno principal y otro alterno, de nosotros depende explotar ambos y dominar el poder de la proyección ante los demás.

A continuación te daré unos tips para dominar el poder de tu estilo y así explotarlo las veces que lo creas necesario. No te límites y olvídate del qué dirán.

Lo más importante es que te sientas cómodo contigo mismo, respetes los códigos de vestimenta y que uses prendas que de tu talla. Experimenta, es la única forma de dominar tu estilo y sacarle el máximo provecho.

Lo que te acomoda…

El estar en tendencia es fundamental, pero recuerda que de la moda lo que te acomoda.

Hay ítems de temporada que puedes sumar a tu outfit sin atentar con tu estilo personal, ya que si sumas algo que no hace match con tu estilo, te verás to much.

Siempre natural

Adopta un ítem característico, que a donde quiera que vayas, te reconozcan por usar ya sea ese par de zapatos del mismo color siempre, unos happy socks, o unas gafas peculiares. Eso sí, siempre respetando tu estilo para verte natural y cómodo.

Sé autocrítico

Explora con ropa que nunca te pondrías. No por esto digo que vestirás de manera ridícula, pero siempre hay prendas clave que nunca pensaste que te favorecerían. Recuerda ser autocrítico, y respetar las proporciones de tu cuerpo.

Dualidad en el estilo

Mezcla tus estilos en un outfit. Puede que tengas estilos que hagan match a la perfección.

Por ejemplo; que tu estilo principal sea creativo y el alterno dramático. Una forma de explotar esa mezcla es usando unas gafas en un diseño divertido en colores morado o vino, en automático te diferenciarás de la mayoría y será más fácil que te recuerden.

tu-estilo-int

Marca la diferencia

Abusa de los accesorios, pero no en un mismo atuendo. Es hora de explotar y jugar con accesorios como sombreros, gafas, pulseras, etc. Hay un sinfín de accesorios que podrás utilizar para complementar tu outfit. Y créeme, marcarás la diferencia.

Dentro de lugar

Juega con tus prendas y saca combinaciones nunca antes realizadas. Atrévete a sacarle el mayor provecho a tu armario. Sólo ten presente que debes ser cuidadoso en respetar los códigos de vestimenta para no estar fuera de lugar y puedas proyectar la seguridad que todos queremos que los demás perciban de nosotros.

Deleite

Elimina esas prendas que compraste por impulso, pero que para nada te representan.

Recuerda que ese traje a rayas por más formal que se vea, si no refleja el estilo que tienes, lo único que hará es hacer ver la incomodidad que tienes al usarlo, los demás lo notarán y no te lucirá.

Aporta

No copies, busca ser auténtico. Una cosa es que te inspires en los demás, pero es muy diferente copiar. Lo único que ocasionarás es que los demás te vean como alguien que no tiene nada que aportar.

Todo a tu color

Reconoce si los colores que amas son aquéllos que van con tus características físicas. Es importante que un consultor en imagen te haga un análisis de color, así sepas qué tonos te favorecen y te enseñe a utilizarlos de la mejor manera a tu favor.