Hartazgo social y candidaturas independientes, elecciones 2018

Hartazgo social y candidaturas independientes, elecciones 2018

Primero, es necesario definir qué comprendemos por “hartazgo social” para tener la certeza que hablamos de lo mismo. Acto seguido, tratar de analizar por qué los medios de comunicación retoman este concepto.

Entiendo por hartazgo social el actual estado de cansancio, frustración, desesperación, desesperanza y rabia que padecen amplios sectores de la población, debido a la aguda crisis económica, política, de seguridad y decadencia de las instituciones públicas.

Ésta se traduce en una caída drástica de las expectativas de bienestar, tranquilidad emocional, psicológica y plenitud de vida en casi todos los mexicanos.

La peor crisis moderna de México

Nuestro país padece hoy la peor crisis de su historia contemporánea. Y no logra reformular sus

Estructuras para revertir el déficit brutal de explotación y empobrecimiento generalizado. En síntesis, me niego a hablar de “hartazgo social”.

Lo que vivimos hoy es la decadencia y fin de un sistema altamente violento que está dispuesto a no renunciar a su prepotencia y beneficios.

Pero, ¿Por qué los medios recurren a este término ampliamente eufemístico? Porque es la manera cómoda de expresar el descontento generalizado que subyace como telón de fondo en el actual proceso electoral.

Es la masa crítica a la que recurren los candidatos a puestos de elección popular, en los tres niveles de gobierno.

Para llamar la atención del electorado y legitimar sus plataformas de gobierno a partir de las promesas por siempre incumplidas y las expectativas por siempre traicionadas.

Democracia en Juego

Seamos claros: lo que está en juego es la viabilidad democrática de México ante décadas de abuso, corrupción, violencia selectiva, degradación de las instituciones y, recientemente, una colusión estratégica entre grupos del gobierno y el crimen organizado para asegurar el control político, económico y social en amplias regiones del país.

En cierta manera, el surgimiento de candidaturas independientes expresa la necesidad del mismo sistema político de actualizar sus propuestas para no detener la gestión electoral.

Es una alternativa muy tímida y limitada. Pensar que Margarita Zavala o “El Bronco”, tendrán la capacidad de transformar la actual estructura política de gestión, es tener una lectura muy parcial de la actual crisis política en México.

Las candidaturas independientes

Las candidaturas independientes sólo pretenden seguir atrayendo al electorado a las urnas. No tendrán la capacidad de transformación profunda, real, de abajo hacia arriba, que requiere el actual sistema político en nuestro país.

No, México necesita depositar en la ciudadanía mecanismos de control, supervisión y rendición de cuentas para asegurar que el ejercicio público está alineado a los más altos intereses éticos y, quien no esté a la altura de la encomienda, que sea separado de su cargo y procesado legalmente en caso de un ilícito.

En realidad, no percibo diferencias. Más bien constato similitudes entre los candidatos independientes y los que representan a coaliciones partidistas: ausencia radical de un proyecto sistemático, estructurado, incluyente y viable de país.

Los candidatos independientes fungirán, lamento decirlo, como comparsa del actual proceso electoral y campo de cultivo para la más insulsa cobertura periodística; distraerán la atención de lo esencial.

Más allá de la coyuntura electoral del 2018, lo que está en juego es la viabilidad política, social, cultural y económica de México como país democrático y pacífico. Ojalá me equivoque.

error: Content is protected !!