Fundraising, desde la perspectiva de un inversionista

Durante el mes de junio de 2017, Ross Baird, CEO Global de Village Capital, en uno de sus artículos publicado en su blog en medium, habló sobre algunas razones de por qué los jóvenes empresarios odian el fundraising.

Antes se asignaba este término para referirse a la captación de recursos de una manera no lucrativa, pero se enfocaba en fuentes y recursos de financiación como asociaciones civiles o bancos.

Con base en la definición de BBVA Bancomer, el fundraising es la actividad de captación de recursos para financiar las actividades de entidades no lucrativas. En esta ocasión, nos enfocaremos en la captación de fondos a través de inversionistas.

Con el avance de internet y la forma global de poder dar y recibir dinero o recursos, sin la necesidad de estar presente, o más aún, sin la intervención de una institución bancaria; el crowdfunding, crowdsourcing, la inversión de ángeles inversionistas, entre otros términos, se acuñaron a la forma de financiamiento no lucrativa.

Fundraising,interior

¿En qué etapa está mi empresa?

Otra alternativa a descubrir lo positivo del fundrasing fue buscar otras formas de fondeo que quizá pueden ser más lentas que un ángel inversionista, que pero determinan lo importante en una empresa: ¿en qué etapa realmente me encuentro?

Es esencial para los inversionistas que los jóvenes empresarios comiencen sus primeros MVPs en plataformas de fondeo colectivo, aceleradoras o famil y offices. No sólo por la construcción de una startup escalable, más bien porque se define la base sobre la etapa en la que comienzas y en cual sigues.

De acuerdo con Victoria Fram, cofundadora e inversionista de Village Capital, existe otra forma en las que startups pueden obtener inversión y crecimiento. Se refiere a que los fondos actúan y participan por medio de las aceleradoras en sus programas de captación para no olvidar a aquellas empresas que se han quedado fuera en las convocatorias de los fondos, pero que tienen lo necesario para crecer.

Victoria asegura que “existen compañías de alto potencial sin descubrir y con alto presupuesto que necesitan capital. Pueden ser demasiado pronto para un proceso de equity, pero tienen perspectivas de crecimiento que podrían generar retornos atractivos si se capitalizan adecuadamente”.

En Klika te recomendamos no odiar el fundraising y buscar otras fuentes de financiamiento a través de aceleradoras como Village Capital, que buscan democratizar la repartición de inversión a través de modelos, donde la etapa de la empresa no sea una excusa para los inversionistas o emprendedores.

El inversionista

El papel de un inversionista no será decirte “no”. Más bien será explicarte cuál fue la razón por la cual tu empresa no fue seleccionada. Pero si no lo hace, recuerda que no es la única forma de saber cómo crecer una empresa. Las aceleradoras y sus programas de captación de fondos es otra opción.

Fundraising